Bosque de setas de huevos de codorniz y tomates cherry

¡Es domingo en el Caldero!

Y aunque tenga un millón de notas y ‘report cards’ que escribir no me quiero quedar sin actualizar hoy, ya que en breve estaré fuera un tiempo y el blog se quedará un poco parado.

Hoy vengo a proponeros una receta divertida, que lleva más tiempo hacer que comer pero que queda muy atractiva y además ¡es sanísima!

Los tomates cherry no necesitan presentación. Seguro que todos sabéis que son una fuente de potasio y magnesio, vitaminas B1, B2, B5,  C y por supuesto, licopeno.

Los huevos de codorniz sin embargo, quizá sean algo más desconocido como alimento sano. Pensamos en “huevo” e inmediatamente relacionamos “colesterol”. Sin embargo, los huevos de codorniz contienen unos bajos niveles de colesterol y alto nivel proteico comparados con los huevos de gallina. Los huevos de codorniz tienen un alto contenido en vitaminas y minerales. A pesar de su pequeño tamaño, su valor nutricional es de tres a cuatro veces mayor que el de los huevos de gallina.

Por su elevada riqueza vitamínica, mineral y proteica de alta digestibilidad y mínimo contenido de colesterol y su alto contenido de vitamina D y calcio se recomienda para el desarrollo infantil y período post-menopáusico.

La receta que os propongo puede ser un entrante, un aperitivo, o una cena ligera. ¡Vámonos a la cocina!

Bosque de Setas de Huevos de Codorniz y Tomates Cherry

Ingredientes: (para 18 setitas)

  • 1 pack de 18 huevos de codorniz
  • 18 tomates cherry medianos
  • mostaza
  • aceite de oliva
  • semillas de sésamo
  • albahaca para decorar

Elaboración:

En una olla ponemos agua a hervir e introducimos en ella los huevos de codorniz. Rociamos con un chorreón de vinagre para evitar que se rompa la cáscara de los huevos mientras se cuecen. Los dejamos hervir unos 4 o 5 minutos y cuando estén listos los enfriamos bajo el grifo para poder manipularlos.

Les quitamos la cáscara golpeando la base más redonda del huevo, que es por donde tiene el huevo la parte plana y donde queda un hueco de aire que nos facilitará el proceso de descascarillarlos. Los vamos apoyando en la base plana conforme los pelamos para comprobar que se quedan en pie.

Lavamos bien los cherries bajo el grifo, sobre todo si no son de cultivo ecológico, y con un cuchillo cortamos la parte por la que se unen al tallo, dejando un poco más de dos tercios del tomate. Con la ayuda de una cucharita vaciamos el interior de los cherries para hacer espacio para el huevo. [Por supuesto ¡no tiramos el tomate! Lo guardamos en un botecito para mañana echarlo en la batidora con un poquito de aceite sal y pimienta, y preparar tomate para unas tostaditas en el desayuno. :)]

En los platos en los que vayamos a presentar el bosque espolvoreamos un poco de albahaca seca a modo de “hierba”. Luego esta albahaca la podemos aprovechar restregando los huevos y/o los tomates contra el plato antes de comerlos.

Introducimos un huevo de codorniz por la parte más estrecha en cada cherry, y de esta manera vamos formando las “setas”. Para decorarlas podemos usar un palillo con gotitas de mostaza, o untar los cherries con aceite de oliva y pegarles semillas de sésamo. Las dos opciones están buenísimas.

Bosque de Setas de Huevos de Codorniz y Tomates Cherry

Esta parte de la decoración es la que más tiempo lleva. Os la podéis saltar si estáis cortos de tiempo, o hacerlo de alguna otra manera, utilizando una jeringuilla, o una manga pastelera si tenéis, o cualquier otra cosa que se os ocurra. Y una vez que los hayáis decorado a vuestro gusto… ¡ya están listos para llevarlos a la mesa y sorprender a grandes y pequeños!

¡Qué aproveche!

Bosque de Setas de Huevos de Codorniz y Tomates Cherry
Bosque de Setas de Huevos de Codorniz y Tomates Cherry
Bosque de Setas de Huevos de Codorniz y Tomates Cherry
Bosque de Setas de Huevos de Codorniz y Tomates Cherry

 

¿No os recuerdan a estas?

11 Comments

  1. Qué ricos bocaditos! 🙂

    Hace muchos años vi esto en un “Yo, Donald” (comic de Disney) de hace mil años. Pero en versión grande, con huevos y tomates. Por supuesto, le pedí a mi madre que lo hiciera, jaja. Qué tripotada de huevo y tomate me metí. Esta versión es coquetísima. Y sana! que yo no sabía lo de los huevos de codorniz y con lo que a mí me gustan, me has dado una alegría.

    • Yo también me he entusiasmado leyendo sobre las propiedades de los huevos de codorniz.
      La verdad es que comerte un par de huevos duros de gallina con un tomate como sombrero de la seta, deja de ser una cena ligera para convertirse en un pedazo de desayuno o brunch!

  2. ¡Qué buen plato!

  3. ¡Me encantan! Que collejos y qué ricos tiene que estar!! Esta te la copio seguro!

  4. ¡Qué monada! ¡Me ha encantado, me has devuelto a mi infancia, con lo que me gustaban los gnomos (es que me recuerdan a las casitas de los gnomos) Esta receta la hago seguro. Gracias Iassakka por esta recetas tan bonitas. Bye-bye.

  5. Me encantaaaaa seguro que la hago muy muy pronto. Gracias por la leccion de gastronomia no tenia ni idea de lo sanos que son los huevos de codorniz

  6. Es genial esta receta, sobretodo si hay peques en casa!! Nosotros solemos tener muy a menudo huevos de codorniz que nos da mi suegra, y a mi peque le encantan, y además se vuelve loca con los Cherries, así que se va a encantar!! En cuanto tenga de nuevo huevos de codorniz nos ponemos las dos manos a la obra!!

  7. Pingback: Huevos de codorniz con jamón serrano | El Caldero de Nimuë

¿Tienes alguna pregunta o sugerencia? ¿Te apetece aportar algo de tu experiencia? ¡Déjame un comentario!