Castillo y Embalse de Peñarroya y los molinos de Campo de Criptana

¿Continuamos el viaje?

¡Contado en un blog se hace larguísimo! Y parece mentira que salieramos esa mañana de Ruidera.

Castillo y Embalse de Peñarroya
Castillo y Embalse de Peñarroya

La siguiente parada, después del castillo de Rochafrida, fue en el embalse y castillo de Peñarroya. Llegamos con una luz espectacular, pues el sol le daba de pleno, pero de fondo se acercaba una tormenta gris que oscurecía todo el resto del paisaje por lo que los contrastes eran preciosos. Sin embargo, no nos dió tiempo a penas a sacar la cámara pues se nos echó la tormenta encima en un santiamén. Se puso a llover a mansalva, por lo que tuvimos que guardar las cámaras rápidamente y apenas me dió tiempo a echar esta foto con sol. Lo peor era el viento que se levantó, que te lanzaba con furia a la cara la lluvia fría y llegó hasta a tirar uno de los contenedores de basura que había frente a la fortaleza. El terreno frente a la fortaleza es arenoso, con lo cual se formaron pequeños remolinos de arena, a pesar de la lluvia que se te metían en los ojos. Con lo cual…¡al coche y palante! No creo que hubiesemos entrado dentro aunque hubiera hecho buen tiempo, pero la verdad es que recuerdo el castillo de Peñarroya como un borrón, más que como una fortaleza.

Nuestras siguiente parada era un lugar que me hacía bastante ilusión visitar. Me apetecía hacer de “guiri”, y si viviera en otro pais y viniese a visitar Castilla La Mancha, con toda seguridad ¡querría ir a ver molinos! El lugar elegido fue Campo de Criptana.

Molinos de Campo de Criptana
Molinos de Campo de Criptana

Conforme nos acercabamos, vimos a lo lejos, hacia el Oeste otra colina donde se alzaban también molinos, y nos dió mucha curiosidad por ir a ver de qué se trataba. Paramos el coche y todo en un desvio que tomaba esa dirección, pero como realmente no sabíamos a donde llevaba esa carretera, ni si se podía acceder a los molinos o estaban en una finca privada, y aún nos quedaba mucho camino por hacer ese día, decidimos que seguiríamos con el plan inicial e iriamos a ver los molinos a Campo de Criptana.

Desvio hacia la otra colina con molinos
Desvio hacia la otra colina con molinos

Y entonces, claro, sucedió lo que sucede siempre en estos casos. Cuando estás lampando por lugares “off the beaten track” y te metes en una turisticada lo normal es rallarse por la…GEEEENTEEEEEEEE.

No había manera de hacer una foto sin hacersela a cuatro o cinco señoritas con sed de “vamos a hacernos doscientas millones de fotos para luego ponerlas en tuenti”, pero en fin, con paciencia y un poco de arte al final más o menos se consigue esconder a los coches, gente, caravanas, restaurantes y demás. Aunque tengo que reconocer que a mi se me dá regular, y que las fotos que hizo mi compañero están bastante mejor.

Campo de Criptana
Campo de Criptana

Después de esto nos entró un poco la soñarrera, con el solecito y la subida de temperatura después del frío que habíamos pasado y justo después de comer. Se imponía parar a tomar un cafecito, pero los restaurantes de alrededor de los molinos tenían una pinta de “aquí te pillo, aquí te sajo” que decidimos seguir hacia delante camino de Belmonte, que sería nuestra siguiente parada, para ver el castillo y retomar fuerzas para el último tramo de carretera de la jornada.

Molinos en Campo de Criptana
Molinos en Campo de Criptana

6 Comments

  1. Me flipan esos molinos 🙂

  2. Pues son una pasada las fotos de los molinos, sobre todo la primera y la última me gustan mucho.

  3. Pues no voy a ser muy original pero me encantan las fotos de los molinos! Algunas veces tenemos que pasar por Guris si queremos conocer sitios muy conocidos de nuestra tierra. Si quieres conocer la catedral de Santiago tendras que ponerte el cartel de….. SOY TURISTA y tragar con el monton de gente que hay justo a la hora en la que tu has querido hacer esa visita. Gajes del oficio

  4. Pues yo igual, que preciosidad de molinos y qué bien conservados parecen!

  5. Paco Casares

    Me encanta viajar contigo (vosotros) y sentir la lluvia y el viento desde mi pantalla del “mandador este”. T. Q.

  6. Pingback: Molinos y gigantes de Campo de Criptana | ConPeques

¿Tienes alguna pregunta o sugerencia? ¿Te apetece aportar algo de tu experiencia? ¡Déjame un comentario!